António Costa desprecia al líder socialista de Portugal: ‘Puedo hacer frente, pero no el derrotado’ |  Internacional

António Costa desprecia al líder socialista de Portugal: ‘Puedo hacer frente, pero no el derrotado’ | Internacional

El socialista portugués António Costa llevaba esa vida de despedida de los grandes, algo impensable que fue dos meses cuando se vio mermado por la sorpresa como primer ministro al anunciar que había sido investigado por el Tribunal Supremo en relación con diversos casos enérgicos. Ovacionado con los delegados del congreso puestos en pie en la Feria Internacional de Lisboa, António Costa tuvo por última vez la organización que había liderado durante los últimos 10 años y demostró que estaba vivo. “Pueden haberme derribado, pero no derrotado; Pudo destronar al gobierno, pero no destronó al Partido Socialista”, proclamó el final de una intervención mediática de una hora de duración.

Dedicó a su sucesor, Pedro Nuño Santos, todos los discursos que le hicieron estallar hasta que la crisis política provocada por su dimisión obligó a improvisar y precipitar el cambio de rumbo en un tiempo récord y sin traumas internos. Santos no era el favorito de Costa para la sucesión, pero la Operación Influencer, que había provocado la detención de un amigo cercano y jefe de la oficina del Primer Ministro por irregularidades en la gestión de proyectos energéticos, se vio obligado a cambiar el ritmo en el partido. .

Su exlíder habló de la “vitalidad” de la organización para reaccionar ante una “situación traumática”. Tras establecer el pluralismo interno, con tres aspirantes a secretario general en las primarias celebradas en diciembre, Costa declaró que era hora de una nueva generación que «significaba una nueva energía, un nuevo impulso y una nueva maravilla, de cambio que hay que mudar». y resumir algo nuevo a lo que los anteriores hicieron”. Pedro Nuno Santos, que obtuvo el 60% de los votos, negoció con sus dos rivales, José Luís Carneiro y Daniel Adrião, una lista única para los distintos órganos del partido que se elegirán este fin de semana en Lisboa.

António Costa, afuera, y Pedro Nuno Santos, durante la inauguración del 24º congreso del Partido Socialista en Lisboa. José Antonio Rodríguez

Se ha establecido que su sucesor será el primer secretario general nacional tras la fundación del Partido Socialista, que cumplió 50 años en 2023, y de la Revolución de Claveles, en 1974. “La Nació en 1977, cuando Mário Soares tenía el » La adhesión de Portugal a la Comunidad Económica Europea», afirmó el presidente del Gobierno, que describió a su partido como «de democracia y libertad».

Durante su intervención durante un retorno de su gestión en el gobierno desde 2015, descubrió un hecho con todo el pedido de presentar una moción de censura contra el conservador Pedro Passos Coelho. Un “muro” acabó diciendo que, dijo, no debía volver al este.

Conéctate a EL PAÍS para seguir todas las novedades y leer sin límites.

Inscribirse

Después de enumerar un informe sobre la marcha de esos años de gestión en el gobierno (salarios, pensiones, lucha contra el abandono escolar, guardias o lucha contra la pobreza), António Costa bromeó ante los asistentes: “Y, al final de todo, el diablo no vino. ¿Y por qué no vino? Porque el diablo es la ley y el pueblo no vuelve al poder por la ley”. El socialista declaró su mandato al partido, al tiempo que dejó constancia de que había organizado todas las elecciones legislativas y municipales que se habían celebrado durante su etapa, como en el gobierno. » Hay problemas ? Está claro que hay problemas, pero por eso estamos aquí, para resolverlos. Y sólo el PS será mejor que el PS”, afirmó.

Durante la primera sesión del 24º Congreso, ante 2.400 delegados, António Costa estableció sus principales líneas de acción sobre el control de las cuentas públicas para reducir el endeudamiento, el compromiso sobre la neutralidad de carbono y la lucha contra la deseabilidad, que permitió. sacar de la pobreza a 660.000 personas. “Abrazamos las causas nuevas, pero no olvidamos las antiguas, como la causa de la libertad. Hoy en el país hay más libertad para lo que se hacía antes”, afirmó. Se reconoce, sin embargo, que la regionalización del país no ha sido posible hasta que se aprecie. “No tuvimos socio y Teníamos un Presidente de la República que no nos nos ya”.

No fue el congreso ordinario el que quiso mantener en el anonimato a los socialistas portugueses durante dos meses para ver a su segundo alcalde absoluto en democracia cumplir la ley, pero tiene la necesidad de la virtud. Desde sus inicios, ha estado pidiendo una ciudad que galvanice la cohesión interna y se prepare para la movilización electoral. Esta sensación se impone en la organización que quiere que el poder actúe de forma injusta para aglutinar al ex partido de Pedro Nuno Santos, que, durante las últimas encuestas publicadas, aventuró al líder del Partido Socialdemócrata (centro derecha), Luis Montenegro. . Las elecciones previstas se celebrarán el 10 de marzo.

Sigue todas las noticias internacionales en FacebookXfrecuentemente Nuestro boletín semanal.

Suscríbete para seguir el curso

Límites del pecado de Lee

_

By Rocha Sousa

You May Also Like